fbpx
Business

Algunas consecuencias económicas del COVID-19

Con la publicación de las primeras cifras macroeconómicas de marzo en muchos países y con el inicio de la temporada de resultados trimestrales, los inversionistas gozarán de más información y podrán revaluar si el escenario que manejan es factible o no.

Las consecuencias negativas del coronavirus en la primera economía del mundo ya empiezan a vislumbrarse. Las ventas al menudeo en EUA bajaron a ritmo récord en marzo y la producción industrial se hundió a su peor nivel desde 1946.

En el conjunto de las últimas cuatro semanas, el número de personas que han solicitado apoyos, de acuerdo a CI Banco, por desempleo supera los 20 millones, borrando más de 10 años de ganancias en generación de trabajos. Además, el Libro Beige de la Reserva Federal (FED) ha constatado que la economía (los 12 distritos en que divide el país) se contrajo “brusca y abruptamente” debido al coronavirus en las últimas semanas.

Por su parte, la primera tanda de resultados empresariales del primer trimestre del año puso de manifiesto el daño causado a los negocios por la pandemia de coronavirus. En EUA los grandes grupos financieros iniciaron la temporada y en promedio reportaron caídas en ganancias por alrededor de 45%.

Algo similar pasó con China, donde su economía se desplomó un 6.8% en los tres primeros meses del año a tasa anual, la primera caída de este tipo que se produce en el país desde que Beijing comenzó a informar sobre el producto interno bruto trimestral en 1992.

Al mismo tiempo, los inversionistas siguen pendientes de las señales de reapertura de las economías a lo largo del mundo. Después de que Francia e Italia hayan optado por prolongar sus cierres, Alemania estudia la posibilidad de suavizar las restricciones a los comercios introducidas el mes pasado para frenar la propagación del coronavirus a partir del 20 de abril, pero ampliará los límites a la movilidad hasta el 3 de mayo.

En Estados Unidos, Trump planteó una “reapertura” pos-coronavirus por fases y zonas. La primera fase consiste que en aquellos estados donde haya descensos en los contagios en los últimos 14 días y su capacidad de atención sanitaria no esté colapsada se podrá comenzar a levantar el confinamiento.

Poner fecha al fin de las restricciones calma un poco a los inversionistas, que empiezan a ver un escenario de reactivación. La capacidad de reabrir las economías sin provocar un repunte de la enfermedad es ahora el mayor riesgo en este sentido.

Asimismo, el mercado está deseoso de recibir noticias positivas respecto a la pandemia y en especial atento a los avances médicos para luchar contra el virus. Algunos medios apuntan a que los ensayos en un hospital de Chicago con pacientes graves con Covid 19 han respondido positivamente al tratamiento experimental con el antiviral Remdesivir, producido por Gilead Sciences.

Cada vez son más los expertos que insisten en que, para que de verdad se acabe con esta situación, lo necesario es que haya un medicamento que termine con ella. El anuncio de un posible tratamiento efectivo contra el Covid-19 o de una vacuna podrían suponer un punto de inflexión en esta crisis sanitaria y, por tanto, también en los mercados financieros y en la economía real.

Paralelamente, en el mercado de materias primas, el precio del petróleo estuvo con altibajos, por momentos cerca de mínimos desde de 1999, ante las preocupaciones por el crecimiento mundial tras las negativas previsiones del Fondo Monetario Internacional, que ha anticipado la peor crisis económica desde la Gran Depresión de 1929.

El mercado considera insuficiente el histórico recorte de producción anunciado por la OPEP hace dos fines de semana, cercano a 10 millones de barriles, ante nuevas estimaciones que resaltan una caída más severa en la demanda mundial del petróleo. Además, aumentan las dudas sobre el almacenamiento de crudo, sobre todo en EUA, ya que ante la menor demanda se están incrementando de forma significativa los inventarios.

En México, Fitch y Moodys recortaron la calificación tanto de la deuda soberana como de Pemex. En particular, Fitch recortó la nota crediticia de México a “BBB-” desde “BBB”, un escalón por encima del grado de especulación, con panorama estable, argumentando que el choque económico de la epidemia de coronavirus llevará al país a una “severa recesión” en 2020.

Moodys la bajó de A3 a Baa1, con lo que pierde el grado alto de inversión en la escala de esa calificadora. En el caso de Pemex, Moody´s también recortó la calificación de PEMEX en dos escalones, de ‘Baa3’ a ‘Ba2’, con lo que la coloca en grado especulativo y pierde el grado de inversión. Así, dos agencias ubican la deuda de la petrolera como bono basura, por lo que muchos fondos de inversión en automático se deshacen de este tipo de títulos, lo que presiona su precio

Aunque aún no consideramos que nuestro país perderá el grado de inversión, es imperativo que una vez que la economía inicie su recuperación por el tema del COVID-19, se fortalezca el ambiente de negocios y el marco regulatorio.

El gobierno de México extendió hasta el 30 de mayo (originalmente era el 30 de abril) las medidas preventivas contra el coronavirus, como el confinamiento en casa y la paralización de actividades económicas no esenciales, y ofreció más préstamos a pequeñas empresas así como acelerar el gasto público para mitigar los efectos de la epidemia.

Con ello, el peso mexicano estuvo muy volátil, con sesiones de altibajo, pero con ligera tendencia de depreciación. El recorte de Fitch y una apreciación generalizada del dólar, fueron los principales elementos que provocaron que la moneda mexicana tuviera una semana negativa.

Principales referencias económicas y eventos de la semana

Esta semana, los mercados financieros seguirán pendientes de cualquier noticia relacionada con el COVID-19, en particular por los intentos que continuarán haciendo algunos países para reanudar sus actividades económicas. Asimismo, la temporada de reportes corporativos comienza a tomar fuerza en todo el mundo.

Adicionalmente, en EUA se publicará de marzo: índice de actividad nacional de la FED de Chicago, ventas de casas usadas y nuevas, y órdenes de bienes duraderos; de abril, sentimiento del consumidor medido por la Universidad de Michigan; así como el cambio en inventarios de petróleo.

En Europa, conoceremos confianza del consumidor, PMI manufacturero, de servicios y compuesto de abril; de Alemania, confianza del inversionista del grupo ZEW (situación actual y percepción económica) y el índice de clima de negocios (IFO), ambos de abril En Asia, de Japón, índice de actividad industrial de febrero y la inflación de marzo. En México, habrá dato de ventas al menudeo e IGAE de febrero y la inflación de la primera quincena de abril.

Expectativa para el Tipo de cambio

Los inversionistas seguirán ponderando sus decisiones entre noticias sobre planes de retorno en la actividad económica y débiles cifras que permitirán continuar evaluando los impactos negativos de la pandemia. Dependiendo de cuál de los dos fenómenos domine, será el comportamiento final del peso mexicano. Los reportes corporativos que se den a conocer en la semana también podrían generar episodios de volatilidad y aversión al riesgo, si estos superan o no las bajas expectativas.

Además, es probable que se intensifique el optimismo sobre posibles resultados positivos de medicamentos para controlar el COVID-19. Asimismo, seguirán los altibajos en el precio internacional del petróleo, con posibilidades de que se mantenga cerca de sus mínimos en dos décadas. Localmente, los recientes recortes de las agencias calificadoras (Fitch y Moodys), tanto para Pemex como la deuda soberana de México, provocarán algo de presión en la moneda mexicana. Con ello, durante la semana la moneda mexicana podría fluctuar entre los $23.00 y $25.20 spot.

Expectativa para las Tasas de interés:

En el mercado primario, la tasa de Cetes a 28 días podría registrar un alza o mantenerse sin cambios; por su parte, el rendimiento para los bonos de 10 años en el mercado secundario, podría moverse entre 6.80% – 7.55%.

Con información de CI Banco.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:
POLAROID NOW, RECUERDOS CON SELLO OLD SCHOOL
ASÍ ES EL POPULAR LG Q6 PRIME
EL PODEROSO FORD MUSTANG ES EL DEPORTIVO MÁS VENDIDO EN EL MUNDO

 

ArabicEnglishFrenchGermanItalianPortugueseRussianSpanish